Más de 2500 aficionados celebraron el Ascenso a Tercera

Los jugadores del Decano realizando una vuelta de honor al Miguel Fijones ante el aplauso del público (Foto: +Sete Fernández)
Ni en el mejor de los sueños de los aficionados del Club Deportivo Alhaurino hacía presagiar una fiesta tan apoteósica e inolvidable como la que se vivió en la tarde del 1 de Mayo en el Miguel Fijones y que sin duda quedará en la historia del club más veterano de la provincia de Málaga.

El llamamiento por parte del club y las distintas iniciativas realizadas por los propios aficionados desbordaron las previsiones y más de 2500 aficionados se dieron cita en el Miguel Fijones superando con creces el partido de la fase de ascenso a Segunda División B ante la UD Almansa de la temporada 2004/05 y según los más viejos del lugar muy similar hasta el que por entonces ha sido la mejor entrada de la historia del club, el encuentro de la Copa del Rey de la temporada 1982/83 y que enfrentó al Decano ante el desaparecido CD Málaga que por entonces militaba en Primera División.

La entrada fue totalmente gratuita para los aficionados aunque existió un donativo de 1€ en la entrada para todo aquel aficionado que quisiera aportar el beneficio de la grada cero hacia la Asociación Alhmer de la localidad, gesto que fue recibido con mucha aceptación por los aficionados.

El Ayuntamiento de Alhaurín el Grande puso a disposición del club de un autobús que cubría la ruta hasta el Miguel Fijones desde el recinto ferial ya que literalmente era imposible encontrar aparcamiento en las inmediaciones del feudo azulillo.

Una hora antes del pitido inicial ya las gradas del Miguel Fijones estaban totalmente llenas, cosa que hacía presagiar el día histórico que estaba a punto de suceder y que comenzó cuando el once del Decano saltó a realizar los ejercicios de calentamiento sobre el sintético azulillo.

Cabe destacar que volvieron a verse viejos aficionados y simpatizantes de municipios aledaños como Pizarra, Coín, Cártama o Guaro que ya acudían antaño cuando el equipo estaba en Tercera División.

Cuando empezó el partido, las gradas eran una auténtica fiesta y literalmente no había ningún lugar libre para estar sentados, ya que el Miguel Fijones sólo cuenta con 1.200 asientos, por lo que muchos se tuvieron que aglutinar en las inmediaciones del terreno de juego de pie para no perderse el choque.

Incluso la Banda de la Santa Vera Cruz no quiso perderse tan inolvidable cita y dejó a un lado los festejos en honor al “Día de la Cruz” para acudir a apoyar al Decano interpretando varias marchas sobre el césped artificial del Miguel Fijones en el tiempo de descanso entre aplausos del público por tan bonito gesto.

Pero la fiesta comenzó cuando cayeron los goles, en el primer tanto de Triki el Miguel Fijones estalló de júbilo desatando la locura y los gritos de las más de 2500 gargantas que se dieron cita.

Tras el segundo tanto de Dani, ya el público se concienció que el ascenso estaba más cerca y con el tercero de Kike la grada e incluso comenzó a realizar la ola para festejar la proclamación como campeón de la categoría.

Pero la locura se desató cuando el trencilla señaló el pitido final del encuentro ante el CD Casabermeja, donde muchos de los aficionados saltaron con sus banderas al terreno de juego para celebrar con los jugadores el ascenso del equipo entre cohetes, aplausos y copas de champán.

Entre gritos de “Campeones, Campeones,…”, “Somos de Tercera”, o “Alhaurino Bien, Bien, Bien”, los jugadores comenzaron a mantear a Fernando Porto, entrenador del club y su presidente, Juan Moreno justo antes de comenzar a dar una vuelta por todo el campo para agradecer a todos los aficionados que habían acudido hasta el feudo azulillo para apoyar al Decano.

Tras la alegría en el césped, la fiesta continuó en el vestuario donde uno a uno se fue mojando con agua para festejar el retorno a la categoría nacional cinco años después.

La fiesta continuó en el Miguel Fijones hasta las 3 de la mañana donde muchos aficionados quisieron quedarse con los jugadores en el Bar del Decano para festejar el campeonato conseguido.

Después de la fiesta del retorno, los jugadores, cuerpo técnico y junta directiva se acercaron hasta la Discoteca Lemour del municipio donde les esperaba un reservado y en donde sonó las notas del Himno del Club Deportivo Alhaurino y continuó la celebración hasta altas horas de la madrugada.

Numerosas fueron las felicitaciones llegadas a través de las redes sociales de distintos equipos de la geografía andaluza que sin duda ha gustado mucho entre los aficionados del Alhaurino:
También antiguos jugadores, entrenadores, politicos, instituciones, prensa y mucha gente de fútbol felicitó al Decano por su retorno a la categoría nacional a través de las redes sociales:


Tras este ascenso, el Club Deportivo Alhaurino vuelve a subir por quinta vez a Tercera División, segunda vez como campeón y primera vez en la historia en hacerlo de manera directa sin jugar fases de ascenso.


Los jugadores del Decano realizando una vuelta de honor al Miguel Fijones ante el aplauso del públ...